Compartir

Cómo cuidar la planta de lisianthus

 
Por Eva Sereno. Actualizado: 25 mayo 2018
Cómo cuidar la planta de lisianthus

La lisianthus o Eustoma grandiflorum es una de las plantas más bellas por la forma de crecer, que recuerda a una roseta, así como por sus flores grandes y sus tonalidades blancas, rosas, lilas o azules. Esta planta procede de la zona meriodional de Estados Unidos y del norte de México por lo que requiere de una serie de cuidados específicos para tenerla tanto en el interior del hogar como en el jardín.

Si has decidido adquirir una o te la han regalado, te interesará este artículo. En unCOMO, te explicamos cómo cuidar la planta de lisianthus para que florezca y llene de belleza todo su alrededor.

También te puede interesar: Cómo cuidar la planta de jade

Ubicación de la planta de lisianthus

La planta de lisianthus puede vivir tanto en el interior de una vivienda como en el exterior, ya sea plantada directamente en el jardín o bien en una maceta en el balcón o ventana. A pesar de esta capacidad de supervivencia, es importante colocarla en un sitio en el que viva sin problemas porque hay entornos que no tolera nada bien. Te contamos dónde ubicar la planta lisianthus en tu hogar:

Planta lisianthus en el exterior

Si vas a poner la planta fuera, es importante que busques una zona que no sea sombría, pero en la que tampoco le dé el sol directo a la planta porque no es bueno que los rayos solares caigan sobre ella por demasiadas horas y si hace mucho calor. Y es que la dañarían y la marchitarían antes de tiempo. Sí debe tener mucha luz porque la necesita para su crecimiento y que se formen los botones y salgan las flores.

Planta lisianthus en el interior

En este caso, la mejor opción es que busques una habitación o un sitio dentro de casa en el que tenga mucha luz natural, pero que tampoco le dé el sol directamente. Tampoco la sitúes cerca de una fuente de calor como un radiador o estufa, ni bajo un aire acondicionado. De todos modos, puedes moverla para exponerla a los rayos solares, pero solo unos minutos y nunca en los días de temperaturas más altas. Recuerda que solo es bueno ponerla directamente al sol cuando todavía no ha florecido.

De hecho, con independencia de que la planta viva dentro o fuera del hogar, siempre es importante que el sitio en el que la coloques no supere nunca los 35ºC de temperatura. Tampoco es bueno un lugar muy frío. La temperatura mínima debe ser de unos 20ºC.

Cómo cuidar la planta de lisianthus - Ubicación de la planta de lisianthus

El suelo y abono para la planta de lisianthus

El suelo o la tierra también son muy importantes para favorecer el crecimiento de la planta lisianthus. Si has comprado la maceta, ya vendrá con la tierra necesaria, pero si tienes que plantarla o bien trasplantarla, algo que tarde o temprano tendrás que hacer porque crecerá rápido, toma buena nota.

La tierra o el suelo para la planta lisianthus debe ser muy fértil, aparte de tener en el jardín o en la maceta un buen sistema de drenaje para que no le falte agua, pero tampoco haya en exceso. Además, es conveniente poner algún abono o fertilizante. Este producto solo es recomendable utilizarlo desde el comienzo de la primavera hasta el final del verano, pero con precaución para evitar que haya problemas en las raíces y las hojas. Aunque se puede añadir uno que sea universal, es importante fijarse en que tenga potasio porque mejora la flor, aparte de fortalecer la planta, y nitrógeno para que el follaje crezca más saludable.

En este otro artículo de unCOMO te contamos Cómo hacer abono natural.

Cómo regar la planta lisianthus, uno de los cuidados más importantes

Esta planta necesita bastante agua, por lo que el riego debes realizarlo con frecuencia. La periodicidad varía en función de la época del año. Lo mejor es regarla tres o cuatro veces por semana, mientras que el resto del año puede ser más que suficiente con una o dos veces cada siete días. Todo dependerá del estado de la tierra. Recuerda que siempre se debe mantener la tierra húmeda, pero es vital que no haya encharcamiento.

Para que la planta lisianthus no se encharque, lo que puede llevarla a pudrirse y morir, es necesario que la maceta o el suelo en el que esté plantada tenga un buen drenaje y que la tierra no sea demasiado compacta.

¿Es necesario podar la planta de lisianthus?

Sobre la poda de la planta de lisianthus, hay opiniones diferenciadas. Unos expertos apuntan a que no es necesario, mientras que otros aseguran que sí porque sus tallos son muy altos y crecen de forma continuada. Por su altura, con tan solo el peso de la flor, podrían doblarse.

Sin embargo, son casos muy extremos. En general, no es necesario podar. Pero sí hay que estar pendiente de retirar ramas, hojas y flores secas para evitar que se produzcan enfermedades en la planta. Puedes hacerlo con tus manos si son parte muy secas o ayudarte con una tijera de poda para retirarlas.

Cómo cuidar la planta de lisianthus - ¿Es necesario podar la planta de lisianthus?

Cuidados de la planta de lisianthus frente a plagas

Si tienes una planta de lisianthus, debes prestar atención a su salud. Y es que, como todas las plantas, su salud puede verse afectada por plagas. En general, todas presentan un serio problema porque pueden suponer su muerte. Estas son las plagas más comunes de la planta lisianthus y cómo combatirlas:

  • Enfermedades fúngicas: en este grupo se encuentran todas las afecciones que se producen como el moho gris, el Pythium o la podredumbre del tallo. Un motivo por el que es muy importante el drenaje del suelo para evitar que estas enfermedades aparezcan. Y es que un buen sistema de drenaje es la mejor prevención para evitar una humedad excesiva. De todos modos, si aún con todo aparece este tipo de problemas, debes aplicar un fungicida para acabar con los hongos. Aquí te contamos Cómo hacer un fungicida casero.
  • Insectos: aunque sean pequeños, son dañinos y, de hecho, son una auténtica plaga. Entre los que más afectan a esta planta están las moscas blancas, así como los áfidos, los tisanópteros y los minadores. En general, atacan a las hojas y terminan dificultando su desarrollo. En este caso, lo que se debe emplear es un pesticida suave.

Con estos consejos, desde unCOMO esperamos haberte ayudado a saber cómo cuidar la planta de lisianthus. Ante cualquier duda, recuerda consultar con expertos en su cuidado o en la floristería o vivero en el que la compraste, entre otras opciones.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo cuidar la planta de lisianthus, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Jardinería y plantas.

Escribir comentario sobre Cómo cuidar la planta de lisianthus

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo cuidar la planta de lisianthus
1 de 3
Cómo cuidar la planta de lisianthus

Volver arriba