Compartir

Cómo cuidar una planta enredadera

Cómo cuidar una planta enredadera

Las plantas dan vida a nuestras casas, jardines y terrazas, y su belleza depende, en gran medida, del cuidado que les ofrezcamos. Las enredaderas -de las que existen múltiples variedades- son agradecidísimas y muy decorativas. Sin embargo, merecen algunos cuidados especiales. En unComo te explicamos cómo cuidar una planta enredadera.

También te puede interesar: Cómo cuidar una enredadera de trompeta
Pasos a seguir:
1

Es imprescindible que sepas que tú mismo eres el encargado de orientar el crecimiento de la planta trepadora, así que debes pensar muy bien dónde quieres colocarla y el espacio que tienes pensado que ocupe. Pese a que pueda parecer obvio, ve con cuidado y no permitas que crezca tapando una puerta o una ventana. Alambres, ramas y bridas te serán de gran ayuda para redireccionar tu planta enredadera.

2

En invierno toda planta requerirá algunos cuidados especiales. Debes haberte asegurado de agarrar bien la planta a la verja o la pared para que el viento no la termine echando por el suelo. Además, con respecto al frío -y dependiendo siempre del tipo de enredadera que tengas- si las temperaturas bajan demasiado no está de más taparla. Si sigues estas recomendaciones sobre cómo cuidar una planta enredadera, seguro que aguantará todo el invierno sin problemas.

3

En verano hay que ser cauteloso con las altas temperaturas. Debes tener en cuenta que la propia planta se dirige hacia el sol y es necesario encargarse de que no se acabe quemando. Su hace mucho calor, pulveriza agua sobre sus ramas para refrescarlas -sin abusar, tampoco queremos ahogarlas-. Para que luzca perfecta en verano, recomendamos que riegues tu planta enredadera por la mañana, de este modo se mantendrá húmeda durante parte del día y podrá soportar mejor el calor.

4

Con respecto a la primavera, debemos recordar que es el momento en el que hay más plagas, por lo que hay que ir con mucho cuidado para evitarlas. No está de más llevar a cabo remedios caseros para que nuestra planta enredadera no sufra una. Esta es la estación de la poda y, por lo tanto, el momento de dar forma a tu planta. Piensa bien cómo quieres que siga creciendo. Aprovecha para sacar todo lo que no interese y asearla.

5

En otoño es el momento preciso de abonarlas para que resistan las inclemencias del invierno. Asimismo, durante esta estación deberemos aminorar el riego -tanto en cantidad como en asiduidad- ya que no precisa tanta agua.

Como habrás podido ver, el cuidado de las plantas enredaderas no dista mucho del de una planta normal, y lo más importante es encargarnos de que tome la dirección adecuada.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo cuidar una planta enredadera, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Jardinería y plantas.

Escribir comentario sobre Cómo cuidar una planta enredadera

¿Qué te ha parecido el artículo?
1 comentario
sara garate martinez
como podar las enrredaderas

Cómo cuidar una planta enredadera
Cómo cuidar una planta enredadera

Volver arriba