Compartir

Cómo cultivar tabaco en casa

 
Por Irene Sastre Díaz. 18 septiembre 2018
Cómo cultivar tabaco en casa

Tener un jardín en casa o una terraza amplia permite poder plantar ciertos productos que consumimos en nuestro día a día. Alimentos como tomates o ciruelas, especias como la albahaca o el tomillo, o incluso tabaco. Sí, se puede cultivar tabaco en casa, es un procedimiento legal y no existe por el momento ningún límite a la cantidad que se cultiva. Pero sí está prohibido su posterior procesamiento y venta, ya que ambas acciones solo se pueden llevar a cabo por una tabacalera.

Si has decidido que quieres probar con el cultivo del tabaco, hay ciertos condicionantes que tienes que tener en cuenta. Aparte de tener un espacio amplio para su crecimiento, también tienes que saber que es un proceso que implica mucho trabajo, aunque es relativamente sencillo que el cultivo sea efectivo. Si tienes tiempo para dedicar a esta actividad, en unCOMO te explicamos cómo cultivar tabaco en casa.

También te puede interesar: Cómo hacer pesticida con tabaco

¿Puedo cultivar tabaco para consumo propio?

Como decíamos más arriba, es totalmente legal cultivar tabaco en casa si es para consumo propio, mientras que si lo que pretendes es conseguir un dinero extra, ten en cuenta que, en ese caso, sí que podrían ponerte multas por cultivar tabaco, ya que la venta de esta planta solo puede hacerlo una empresa tabacalera.

Ahora que sabes esto, antes de comenzar con el cultivo de esta planta en tu casa, tienes que tener en cuenta algunos factores. Aparte del espacio amplio, que ya hemos mencionado anteriormente, también hay condiciones del clima y del suelo donde vas a cultivar que pueden tener efectos positivos o negativos sobre la planta y que pueden favorecer su crecimiento o impedirlo.

Qué planta de tabaco cultivar y cómo hacerlo

La Nicotiana sanderae es la especie de planta de tabaco más utilizada en la actualidad. Se considera un tipo bastante resistente a las condiciones climatológicas adversas, pero aun así hay algunos factores que ayudan a su desarrollo.

La temperatura óptima para su crecimiento es entre los 20 y 30 ºC y, aunque puede brotar en cualquier tipo de suelo, lo más recomendable es que sea rico en nutrientes, sobre todo en minerales, y además drene fácilmente. También es importante, en el caso de que tengas niños o mascotas, que tengas en cuenta que es una planta tóxica si se ingiere y que las semillas suelen invadir con facilidad todo el terreno que rodea el cultivo, por tanto, si quieres cultivar más plantas o tienes cultivos cerca, ten mucho cuidado.

Cómo cultivar tabaco en casa - ¿Puedo cultivar tabaco para consumo propio?

Cómo plantar las semillas de tabaco en casa

La mejor época para comenzar a plantar tabaco es a mediados de invierno, ya que la floración se produce de principios de julio a finales de septiembre. Para que la planta de tabaco crezca adecuadamente no es recomendable que plantes la semilla directamente en una superficie grande. Primero debe de germinar y crecer en un semillero:

  1. Hazte con un semillero y con un abono rico en nutrientes.
  2. Puedes añadir además humus de lombriz, que tiene un aporte extra de minerales.
  3. Mezcla el abono con el hummus en un bol hasta que la mezcla sea homogénea y después rellena el semillero.
  4. Cuando hayas acabado, echa las semillas de tabaco. No eches una gran cantidad, aunque sean pequeñas, porque si no tendrán más dificultades para crecer cómodamente. Tampoco las tapes con tierra, porque necesitan luz para germinar.
  5. Mantén el semillero en el interior de casa durante 5 o 6 semanas, hasta que los brotes tengan entre 2 y 3 centímetros de altura y estén listos para trasplantarlos a una maceta grande.

No te olvides de regar todos los días manteniendo la tierra húmeda pero no empapada. Cuando lo hagas, evita regar directamente las hojas de los brotes, para que no haya riesgos de romperlas.

Plantar el tabaco en una maceta grande

Para que haya más posibilidades de que el cultivo sea efectivo, es recomendable que, antes de trasplantar a nuestro jardín o huerto, dejemos que pasen un tiempo en una maceta mayor, para que las raíces crezcan, se hagan más fuertes y puedan desarrollarse mejor cuando las llevemos al jardín:

  1. Como en el paso anterior, haremos una mezcla homogénea de abono y humus de lombriz y la colocaremos en la maceta elegida.
  2. Saca los brotes del semillero con cuidado y, con un pequeño rastrillo (si no tienes puedes usar un tenedor), quita la mayor parte de la tierra que rodea a las raíces sin romper ninguna.
  3. Después colócalos dentro de la maceta grande, con un espacio mínimo de 4 centímetros entre cada uno (si es una maceta única).
  4. Por último, cubre las raíces con más mezcla.

Mantén las plantas durante un mes más dentro de casa, regándolas de la misma manera que hemos explicado en el paso anterior.

También puede que te interese Cómo hacer abono natural.

Trasplanta al jardín o al huerto la planta de tabaco

Cuando ya hayan pasado 4 semanas, es hora de trasplantar los brotes a tu huerto o jardín. Para hacerlo, debes seguir estos pasos:

  1. Primero, escoge aquellas plantas de mayor tamaño. Las otras pueden estar un poco más en el macetero.
  2. Elige un lugar al que le dé la luz del sol durante prácticamente todo el día.
  3. Luego, plántalas dejando un espacio de 60 centímetros entre ellas.

Te recomendamos que uses fertilizante, puedes usar cualquiera que sea adecuado para alimentos como el tomate o las patatas, ya que como hemos explicado antes es una planta que consume una gran cantidad de nutrientes.

También te aconsejamos que la primera semana después de trasplantar las plantas al exterior mantengas el riego todos los días, pero sin empapar la tierra, solo humedeciéndola. Después de esos primeros 7 días, ya puedes espaciar más el riego, dependiendo de la humedad de la tierra.

Cómo cultivar tabaco en casa - Trasplanta al jardín o al huerto la planta de tabaco

Cuándo recoger las hojas de tabaco

Normalmente, después de cuatro meses de plantar las plantas de tabaco en el jardín, llega el momento de recoger las hojas. Lo notarás porque tendrán un tamaño grande y estarán ligeramente amarillentas. Para que aumenten su tamaño, te recomendamos que quites las flores antes de proceder al secado o curado. A continuación, sigue estos pasos:

  1. Mantén las hojas juntas y corta el tallo, así evitarás que las hojas se rompan.
  2. Separa las hojas una a una para el proceso de curado, necesario para que el tabaco sea más suave.
  3. Realízalo en una habitación que se mantenga bien ventilada, con una temperatura entre los 25 y 35 grados y una humedad del 70%.
  4. Por último, espera entre 4 y 6 meses, dependiendo de lo intenso que te guste el tabaco.

Ten en cuenta que si las condiciones no son las adecuadas, las hojas se curarán demasiado rápido, por lo que el tabaco será demasiado fuerte, o muy lento y pueden pudrirse, por lo que es importante que todos los factores sean correctos.

Ahora que ya sabes cómo cultivar tabaco en casa, puede que también te interese este otro artículo de unCOMO sobre 9 trucos fáciles para germinar semillas de marihuana con éxito.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo cultivar tabaco en casa, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Jardinería y plantas.

Escribir comentario sobre Cómo cultivar tabaco en casa

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo cultivar tabaco en casa
1 de 3
Cómo cultivar tabaco en casa

Volver arriba