Compartir

Cómo germinar semillas de durazno

 
Por George. Actualizado: 27 agosto 2019
Cómo germinar semillas de durazno

De la familia de las Rosaceae y originaria de China, la planta de durazno y su fruta son de las más comercializadas en todo el mundo. Esta suculenta fruta goza, no solo de un sabor inmejorable y una apariencia vistosa, sino de grandes propiedades beneficiosas para la salud. Su alto contenido en vitaminas A, B1, B2, E, K y C la convierten en una excelente fuente de nutrientes. Además, es una fruta rica en fósforo y potasio.

¿Te encanta el durazno y estás tratando de hacer germinar sus semillas, pero no lo consigues? No te preocupes, en unCOMO, te enseñamos cómo germinar semillas de durazno, cómo cultivarlas y también te contamos cuáles son las propiedades medicinales de las semillas de durazno. ¡Vamos!

También te puede interesar: Cómo germinar semillas de limón

Propiedades de las semillas de durazno

El durazno es una fruta suculenta distribuida por todo el mundo, muy popular por su dulce sabor y los diferentes usos que se le dan una vez procesada. Por otra parte, la semilla de esta fruta es, comúnmente, empleada en tratamientos de medicina alternativa y preventiva. Te damos una lista de las propiedades más importantes de las semillas de durazno:

  • Ayudan al proceso de desinflamación, gracias a su contenido en fenólicos y carotenos.
  • Mejora la circulación de la sangre.
  • Mejora los procesos digestivos y alivia al estreñimiento.
  • Es usado para tratar alergias en tratamientos de medicina alternativa.

Si quieres conocer más de los beneficios y propiedades de esta familia de plantas y frutas, te invitamos a leer nuestro artículo Cuáles son las propiedades del melocotón.

Cómo germinar semillas de durazno - paso a paso

Para germinar semillas de durazno es indispensable que apliques un método exitoso, ya que esta especie de planta requiere de condiciones especiales para que sus semillas germinen. Por ello, en unCOMO, te damos el paso a paso para que tengas éxito al germinar semillas de durazno. Eso sí, ten presente que debes tener paciencia, pues el proceso es lento.

  1. Primero, selecciona las semillas de las frutas de durazno que sean más llamativas a la vista. Esto te dirá que sus semillas están sanas.
  2. Posteriormente, toma las semillas y viértelas en un envase con agua y déjalas allí por 5 horas.
  3. Transcurrido el tiempo, saca la semillas del cuenco y sécalas.
  4. Luego, toma una bolsa o envase hermético e introduce las semillas dentro. En ella, agrega, además, unos 100 ml de agua.
  5. Sella el recipiente y agítalo varias veces. Después, debes abrirlo y drenar el líquido sin sacar las semillas.
  6. Sella de nuevo la bolsa o el envase hermético y mételo en el refrigerador. Procura que esté entre 1 y 5 grados de temperatura, de otra forma, se podría ralentizar el proceso de germinación de la semilla de durazno.
  7. Deja las semillas de durazno dentro del envase y en el refrigerador por un mes y medio.
  8. Una vez transcurra ese tiempo, revisa el recipiente, si ves un brote de raíz en las semillas de durazno, de por lo menos un centímetro y medio, ya puedes sacarlas y plantarlas. ¡Ya está!
Cómo germinar semillas de durazno - Cómo germinar semillas de durazno - paso a paso

Cómo cultivar la semilla de durazno

Para cultivar durazno efectivamente, es necesario seguir ciertos pasos que aseguren el éxito, desde la germinación de la semilla con el método antes explicado, hasta la plantación y el posterior desarrollo de la planta de durazno. A continuación, te presentamos los pasos que tienes que aplicar al pie de la letra:

  1. Primero, ten en cuenta que el sustrato debe ser rico en suplementos, es decir, que puedes abonarlo regularmente, por ejemplo, regando con humus de lombriz.
  2. Ahora, prepara el terreno donde vas a plantar las semillas germinadas de durazno, sea en maceta o en un espacio amplio. Toma el sustrato y rellena hasta un 95 % de la maceta. Si es en tierra firme, abre un agujero en la tierra de 10 cm de profundidad y añade sustrato con humus de lombriz.
  3. En el mismo terreno, abre pequeños agujeros de 5 cm de profundidad, ubicados a 6 cm de distancia uno del otro.
  4. Coloca una semilla de durazno germinada en cada agujero.
  5. Toma más sustrato y rellena la superficie hasta que las semillas queden completamente tapadas.
  6. Riega las semillas de durazno dos veces al día: una a primera hora de la mañana y otra al final de la tarde. Nunca lo hagas a medio día. ¡Suerte y disfruta de tus duraznos sembrados en casa!

Cultiva más plantas y árboles frutales para que disfrutes, desde casa, de todos los beneficios saludables de las frutas. Aquí te damos algunas ideas para comenzar:

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo germinar semillas de durazno, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Jardinería y plantas.

Escribir comentario sobre Cómo germinar semillas de durazno

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo germinar semillas de durazno
1 de 2
Cómo germinar semillas de durazno

Volver arriba